Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la POLITICA DE COOKIES, , o
Política de cookies
Club literario El rincón del caminante


Club literario El rincón del caminante

Música de amor

CLUB LITERARIO EL RINCÓN DEL CAMINANTE

“Club literario” El Rincón del caminante es un lugar donde nos reunimos para hablar sobre temas de interés. Estás invitado a compartir tus artículos, fotografías y vídeos, siempre respetando los trabajos que aportan los miembros de este nuestro Club. Estamos en contra del plagio, de este manera, y entre todos hacemos de esta comunidad un lugar muy interesante. Nuestro Club vio la luz por primera vez. El día 25 de julio de 2008

Bienvenido A

Siempre a mano si es necesario

La administración

 

cuatilla

La poesía es el eco de los sentimientos

La poesía es el eco de los sentimientos

La poesía es el eco de los sentimientos, es la música, el suspiro, una alusión al lenguaje que llama a una parte de nosotros a la vida. Sin analogías o metas, no habría poesía. ¿Y si fueran las imágenes? ¿Fotos? ¿Y si los versos o poemas que preferimos generan en nuestra persona el deseo de recogerlos en una foto instantánea?” Las fotografías inspiradas en el mundo de la poesía: una empresa ... »

Soy Natuka Con Un Corazón Feliz

Soy Natuka Con Un Corazón Feliz

A menudo se observa por parte de nuestros críticos, una imitación de la técnica cultural, donde la fuerza representativa se debe precisamente a su incomprensión: Es así que lo considera el propio Gariano, en un artículo publicado hace poco tiempo, donde considera que el ” verso ” contiene un ” efecto ” o Rangel, quien comenta el impreciso sentido de proximidad y el derroche... »

Poema Nunca Es Tarde

Poema Nunca Es Tarde

  Nunca es demasiado tarde para empezar de nuevo, Para quemar las armas, Para que alguien te lo diga: -No puedo estar más que contigo o contra mí. Quisiera vivir… que te cuente. Poema Nunca Es Tarde Seguir, y levaré anclas… …una vez a la semana, te entrego estas chanclas. viaje número del mana… A la hora me reciclas, mucho no soy una truhana, mis maestros,en la teclas curso de otra semana. De... »