Club literario El rincón del caminante


Club literario El rincón del caminante

Cometido

Lo pensé de buena mañana.

Pude susurrarte

con unas ciertas garantías.

No lo hice.

Las ideas surgieron después,

y también las ganas de vivir.

Nos comentamos

algunas injerencias

con vaivenes suaves.

Llegó por sorpresa el momento.

Nos dejamos ir.

Nos experimentamos.

Tras el diluvio

vino la emoción intensa.

Ahora nos hemos propuesto avanzar

con esa fuerza señera

que nos ha de empeñar

con cercanías varias.

Las promesas por fin se cumplen.

Es tiempo de ello.

Repasamos

con una vuelta encendida

el amor que nos profesamos.

Es mucho.

Como el buen vino

nos mejora.

Por eso no nos apartamos

de lo que supone esta meta

que es promesa cumplida.

Lo pensé de buena mañana.

Quizá debí ir a verte en ese instante.

Puede que ése fuera

mi mayor cometido.

Ahora trato de enmendarlo.

Me emplearé a fondo.

Juan Tomás Frutos.

Deja un comentario